Microrrelatos radiados: el vino

Por si aún no sabéis cómo funciona nuestro taller literario radiofónico, prestad atención:

Cada semana elegiremos un motivo a partir del cual los participantes deberán escribir un microrrelato. Un buen motivo literario debe ser lo suficientemente específico para arrastrar a la imaginación y alentarla, espolearla, y a la vez lo suficientemente abierto como para ser enfocado desde un punto vista original por cada escritor.

Esta semana, vamos a tomar como motivo de escritura:

El vino

Escucha aquí el podcast del programa

A partir del minuto 35′

Ya le dedicamos una sesión en la temporada pasada de nuestro taller radiofónico al tabaco, pero nos dejamos atrás este amigo inseparable de las grandes ocasiones. Una copa de vino es testigo de nacimientos y funerales, de uniones y separaciones; es sagrada para unos, y motivo de condenación eterna para otros. Una copa de vino puede sobrar o faltar, puede beberse o verterse; puede ser el punto de partida, o la meta.

Y, para colmo, puede acompañarnos en la escritura de su propia historia o no, lo que nos permitirá enfocar el proceso creativo priorizando la percepción y la experiencia, o el recuerdo y la emoción.

 

INOPORTUNO, Juan Luis Saldaña

Mientras esperaba en la mesa, froté la botella de vino. Un genio salió y me dijo:

—Eres afortunado. Te concedo un deseo.

—Entra en la botella —le respondí—, y conviértete en el mejor vino posible para esta velada.

 

LAS MEJORES FIESTAS DEL VECINDARIO, de Miguel Ángel Carmona

Desperté en el sofá. Me dolía la nuca como si hubiera sobrevivido al garrote vil. Había sillas volcadas, extrañas manchas en el papel pintado y un rastro de gotas rojas que se perdía en la cocina. Empuñé una de las botellas y caminé como pude, a gatas primero, semierguido después. Apoyado en el quicio de la puerta observé a la rubia que recogía mi cocina.

—Dime que todas esas manchas no son de sangre —supliqué con voz pastosa.

—No, cariño, es vino. Ayer también te dio por hacer el aspersor —contestó ella mientras empujaba con la pierna la puerta del congelador.

Construye tu historia en un máximo de 100 palabras, sin incluir el título. Después, envíanoslo a través de este formulario:

botón formulario

¡Te esperamos en el taller literario de El Sol!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: